Principal Menú

Acción Menú

Donacións

Voluntarios

Apoyo vocacional

Carta informativa

Oración

Ecumenismo

Curso en la red

Sugerencias?

Paso 9.

¿Cuán vinculante es la enseñanza de Roma sobre la no-ordenación de mujeres?

En años reciente Roma ha incrementado en forma constante su oposición a la ordenación de mujeres. Vale la pena analizar estos pronunciamientos públicos:

  • Inter Insigniores (1976) explicó las razones por qué, de acuerdo con la Congregación de Doctrina las mujeres no pueden ser ordenadas.
  • Ordinatio Sacerdotalis (1994) declaró que “la Iglesia no tiene autoridad la que fuere para conferir ordenación sacerdotal a las mujeres y que este juicio debe ser sostenido definitivamente por todos los fieles de la Iglesia”.
  • In a Respuesta a una duda (1995), Roma reiteró que la doctrina debía ser entendida como perteneciente al depósito de fe. “Esta enseñanza requiere asentimiento definitivo dado que está fundada en la palabra escrita de Dios y desde el inicio ha sido constantemente preservada y aplicada en la Tradición de la Iglesia, ha sido establecido como infalible por el Magisterium ordinario y universal.
  • In Ad Tuendam Fidem fue mencionado bajo la profesión de fe requerida de los teólogos, sacerdotes de parroquia y otros funcionarios de la Iglesia. Vea también Comentario del Cardenal Ratzinger en el cual él menciona que cualquiera que cree en la ordenación de mujeres “ya no está en total comunión con el Papa”.

En resumen: Roma dice que el asunto ha sido infaliblemente decidido por el ‘magisterium ordinario universal ’. ¿Qué significa esto?

El magisterium ordinario universal

El ‘magisterium ordinario universal’ se refiere a la enseñanza concordante de todos los obispos Católicos junto con el Papa fuera de las raras ocasiones en que los obispos se reúnen en un concilio ecuménico.

Los documentos del concilio aclaran que se deben llenar cinco condiciones antes de que se pueda considerar que un ‘magisterium ordinario universal’ ha ejercido una enseñanza infalible:

  1. Los obispos del mundo deben estar involucrados en un ejercicio colegial de autoridad de enseñanza.
  2. Los obispos deben tener libertad para expresar su propia opinión considerada.
  3. Los obispos deben escuchar la Palabra de Dios y el ‘sensus fidelium’.
  4. La enseñanza debe referirse a asuntos que se relacionen con el objeto de fe.
  5. Los obispos deben desear imponer la doctrina como algo que debe mantenerse.

Ninguna de estas cinco condiciones se ha llenado en el caso de la no ordenación de mujeres.

Muchos teólogos en diversas partes del mundo han expresado su desacuerdo con la decisión de Roma. Específicamente mencionan por qué el ‘magisterium ordinario universal’ no se ha pronunciado en la ordenación de mujeres, y ciertamente no en forma infalible!

Pese a las declaraciones de Roma el asunto de la ordenación de mujeres continua abierto para ser discutido en la Iglesia.

Si tiene alguna pregunta en cualquier momento, por favor déjemelo saber. Haga clic en el sobre y envíeme un email!Drop me a line!

  Otros documentos de consulta en nuestra página web: